• 3 manzanas
  • 70gr mantequilla sin sal, derretida
  • 35gr azúcar blanca o morena
  • 1 cucharadita de canela
  • 4 huevos
  • 130ml leche
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • una pizca de sal
  • 60gr harina

En casa el postre del domingo muchas veces es algo que hemos cocinado al horno y suele ser algo que a alguno de nosotros nos gusta mucho. Al mismo tiempo también intento que sea un postre que se pueda hacer al horno mientras estamos comiendo, así que tengo una pequeña lista con este tipo de postres.

El de hoy se llama Apple Pancake (pancake de manzana), y como podréis deducir por el nombre es una combinación de masa para pancakes con manzanas que se pochan al fuego… bueno, mejor os explico como se hace la receta y así veis en qué consiste.

En primer lugar precalentar el horno a 180ºC.

Pelar y cortar las manzanas a cuadrados pequeños. Reservar.

En una sartén poner la mitad de la mantequilla y derretirla. Echar las manzanas y espolvorear el azúcar y la canela por encima. Mezclarlo bien y pochar durante unos 10 minutos removiendo de vez en cuando. Una pista para saber que las manzanas ya están listas es que estén blanditas al apretarlas ligeramente con una cuchara.

Mientras las manzanas se van haciendo al fuego, poner en un bol los huevos y batirlos. Añadir la leche, la otra mitad de la mantequilla derretida, la esencia de vainilla y la sal. Mezclar todo bien. Por último, añadir la harina poco a poco para que no haga grumos.

Coger el molde o recipiente que utilizaremos para meter en el horno (para este postre yo siempre utilizo uno de cristal, y así lo puedo servir directamente en la mesa y queda bonito), y poner en la base las manzanas que estaban al fuego. Ddespués verter por encima la mezcla del bol.

Meter en el horno durante 20 minutos.

Cuando lo saquemos del horno ya está listo para comer, tan solo hace falta espolvorearlo por encima con azúcar glass y acompañarlo opcionalmente con helado de vainilla.